Primero los incendios y ahora tormentas de arena azotan Australia.

Luego de haber sufrido una cadena de incendios devastadores, ahora los habitantes de Australia se enfrentan a tormentas de polvo nunca antes vistas, mismas que son originadas debido a tormentas eléctricas, granizos y fuertes vientos.

loading...

De acuerdo a información de la agencia australiana de meteorología las tormentas de polvo surgen por los fuertes vientos qué levantan partículas de suspensión desde las zonas áridas que golpean el estado de Nueva Gales del Sur.

El domingo pasado las autoridades emitieron varias alertas en las que señalaban la intensidad de las tormentas: “¡el día se convierte en noche!”, así dieron a conocer el fenómeno natural que ha tomado por sorpresa al mundo entero.

En las imágenes que fueron difundidas en Twitter podemos observar el trayecto de una tormenta de polvo en la localidad de Narromine, muy cerca de la ciudad de Sidney.

Según información de medios locales las ráfagas que se han presentado han llegado a registrar una velocidad de 94 a 107 kilómetros por hora

Desde la semana pasada, la presencia de lluvias con tormentas eléctricas y granizos, han provocado estas tormentas en varias ciudades…

También le puede gustar...